Tu Hogar a un CLIC
f

Trucos para mantener un escritorio casero ordenado

  /  Consejos   /  Trucos para mantener un escritorio casero ordenado
Mantener escritorio ordenado

Muchas personas en la actualidad arriendan una casa o apartamento con la idea de convertirlo no solo en su hogar, sino en una zona de trabajo. Por lo que, al momento de analizar opciones, prima el hecho de tener las comodidades posibles para cumplir con las dos funciones de la mejor manera.

Sin embargo, cuando se presentan este tipo de situaciones, es importante delimitar muy bien los espacios y mantenerlos en orden. Es algo muy negativo que se unan los recibos del trabajo con los de los servicios.

El primer paso para lograrlo es ordenar el escritorio como debe ser. Lo usual es vivir en un apartamento muy pequeño en el que se deban compartir espacios; pero, incluso alquilando algo grande, con la posibilidad de habilitar un cuarto como oficina, el orden debe ser una prioridad.

En este sentido, aunque pueda parecer una tarea muy difícil, con un poco de disciplina y ciertas tácticas se logrará; el orden en este tipo de muebles sirve para:

  • Mantenerse motivado
  • No dejar que el caos reine en el ambiente

Cómo ordenar un escritorio casero

Lo más seguro es que el mueble para trabajo esté en medio de la sala o en un espacio visible. En consecuencia, el orden y la limpieza no deben verse como una alternativa; sino como la regla más importante de todo el juego. El primer paso para poner todo en su lugar es hacer:

Inventario personalizado

Esta idea se refiere a dividir por categoría todo lo que está en el escritorio, objetos personales y cosas del trabajo. Lo lógico en este caso es que, con el fin de poner orden, se le asigne a cada uno de ellos su puesto.

Esto significa que: nada de medias sobre la computadora o maquillaje junto a los bolígrafos. La única forma que una oficina en la sala de la casa funcione de la manera correcta es no traspasar dichas fronteras.

Una vez cumplido eso, viene la segunda táctica por aplicar, pero una de las más importantes:

Botar todo lo que no es útil

Es común tener en el escritorio recibos viejos, documentos que no serán utilizados y una buena cantidad de objetos que sobran. En este punto resulta vital seguir estas recomendaciones:

  • Determinar qué funciona, lo demás a la basura
  • Utilizar hojas de papel para reciclar
  • Dividir el escritorio por espacios y designar un lugar específico a todos implementos requeridos para ejecutar una labor

Utilizar los cajones

Aplica para escritorios con espacios reservados en los que se puede almacenar cosas. Las gavetas son de mucha utilidad para evitar extravíos, son ideales si se quiere guardar objetos pequeños. Lo importante aquí es darle un uso específico a cada una de las gavetas disponibles y cumplir esa regla a cabalidad para evitar inconvenientes a futuro.

Personalización del espacio

Es muy conveniente que el orden del escritorio responda a criterios de comodidad de las personas que lo van a utilizar. Esto significa que la computadora debe ir en el sitio que sea más cómodo para acceder a ella; considerando aspectos como, que la misma esté cerca de una toma de corriente con el objetivo de evitar cables atravesados en la sala.


Por otro lado, también es recomendable hacerlo atractivo de acuerdo al gusto de su dueño. Colocar un adorno marcará una diferencia abismal; en este sentido, el escritorio no debe mantenerse solo ordenado, sino decorado.

Jugar con las paredes

Los muros cerca del escritorio también pueden ser muy útiles, pero pocas veces se tienen en cuenta. Son como una especie de extensión de la oficina o del área del apartamento dedicada al trabajo, pueden servir para colocar notas importantes, una pizarra en la que sea posible escribir datos o incluso un cuadro decorativo.

La pared es ese espacio maravilloso con el que se puede jugar para darle algo de personalidad al conjunto; existen muchos modelos de archiveros verticales que bien pueden convertirse en el salvavidas de espacios reducidos. Por último, una vez se tenga clara la idea de qué cosa irá en cada lugar, entonces viene el proceso de ordenar.

Por esta razón es muy importante priorizar de acuerdo a:

  • Orden de importancia, lo que se use con más frecuencia debe tener un acceso más simple
  • Tamaño de los objetos, es ideal colocar los objetos más grandes al final del escritorio, seguido por los medianos y luego los pequeños

No por el hecho de que el escritorio esté en casa, significa que se tenga permiso de dejarlo al descuido. Se trata de aprender a comprometerse con el bienestar individual; y colectivo, en caso de que toque vivir en un hogar compartido.