Tu Hogar a un CLIC
f

Consejos para mejorar las relaciones entre propietarios e inquilinos

Inicio » Blog » Consejos » Consejos para Vivir en un Apartamento o Casa » Consejos para mejorar las relaciones entre propietarios e inquilinos
mejorar-relacion-propietario-inquilino

Dada la nueva realidad en que se encuentra el mundo, es normal sentir excesos de ira o estrés, lo cual puede ser contraproducente si habita un hogar arrendado en el cual posiblemente tenga que darse la interacción inquilino-propietario. Le indicamos a continuación los mejores consejos para mejorar las relaciones entre propietarios e inquilinos.

Rincón de comunicación del propietario

Es necesario aprovechar el momento y transmitir la seguridad que fomentará unas buenas relaciones. La función del propietario implica que se encuentre presente e interactuando con distintas personas relacionadas al inmueble, sea el inquilino, un vigilante, personal de limpieza o un técnico que fue a realizar alguna reparación. Tenga en cuenta algunos consejos si se encuentra en una llamada.

Lenguaje corporal 

Espere varios repiques del tono (2-4) para prepararse para la llamada. Respire profundamente y siéntese. Su postura puede ayudarle a establecer el tono y ponerse en un estado mental profesional. Luego, sonría. Es posible percibir una sonrisa a través del teléfono. Imagine que está en una video llamada si no le parece natural.

Escucha activa 

Cuando se implementa, la escucha activa puede reducir la intensidad de una persona enojada, sostener la conversación fluyendo productivamente y mantenerse organizado. La escucha activa también le mantiene al tanto de las señales que está dando la persona que llama para que no le sorprenda ningún sobresalto. 

Tacto y honestidad 

La mejor acción a emplear, es la sinceridad; ya sea al no saber una respuesta, tener malas noticias o un tema difícil de discutir, la honestidad estrecha los lazos entre ambas partes y es de por sí, bastante útil para generar confianza entre inquilinos y propietarios. Importante no olvidar que no basta solamente actuar con honestidad si esta no se emplea con tacto y empatía.

Actitud 

La confianza es clave. Al conocer de antemano sus estatutos, reglas, regulaciones y expectativas estará preparado para cualquier eventualidad en la comunicación. Pero incluso si desconoce algunas cosas, puede decir con confianza: «es una gran pregunta y quiero asegurarme de encontrar la respuesta correcta para usted». 

La confianza por sí sola puede parecer arrogante o engreída si no se equilibra con la amabilidad. Entonces, para mostrar utilidad, use palabras como: ciertamente, encantado, por supuesto, absolutamente, encantado de ayudar, maravilloso, etc. 

Voz

Algunas cosas que se pueden hacer para modificar la voz en aras de la claridad y la comunicación.

  • Volumen: baje el volumen cuando alguien esté molesto o serio. Solo súbalo un poco para igualar entusiasmo, pero nunca en una discusión intensa o para imponerse.
  • Tono: hablar en tonos bajos o altos. Sin embargo, es mejor variar el tono para no sonar monótono y aburrido. 
  • Tono y velocidad: si habla demasiado rápido, puede sonar agresivo o dar la impresión de que está ansioso y nervioso. Combinar la velocidad y el tono puede ayudar a establecer una buena relación. Bajar un poco el tono y la velocidad puede ayudar a calmar a una persona que llama molesta.

Esquina de comunicación del inquilino

Hacen falta dos partes para que se dé una conversación fructífera. El propietario es solo una parte en ello. Los inquilinos, también pueden ayudar a dirigir una llamada, establecer el tono y construir una buena relación propietario-inquilino.

¿Qué puede hacer un inquilino en una llamada? A parte de lo ya mencionado anteriormente, puede: 

Dar una buena impresión escuchando activamente, tomar notas, hablar claramente con un propósito, ser educado y hacer buenas preguntas sin ser exigente o insultante. Recuerde que a diferencia de las distintas esferas que maneja su cotidianidad, también tiene una relación con su arrendador y toda buena relación necesita comprensión y amabilidad mutua.

Además debe evitar los siguientes errores de comunicación:

Distracciones

Muestre respeto y ayudará a evitar malos entendidos. Trate de alejar las distracciones cuando esté en una llamada con su arrendador. 

Emociones acaloradas 

Si se encuentra en una situación en la que el propietario no está respondiendo a tiempo (como una fuga de agua), trate de no ver a su arrendador como un adversario y que probablemente se preocupa por sus mejores intereses. Los caseros quieren otorgar vivienda, ya que es lo que alimenta a su familia, es su profesión elegida. Emociones acaloradas, culpas y groserías, no ayudan a solventar nada cuando algo se sale de control.

Mensajes largos 

Anunciar quién es, cómo pueden contactarle y por qué desea que una llamada le sea devuelta, es perfecto a la hora de dejar un mensaje de voz. Pero si el asunto es obtener más detalles el propietario tal vez quiera hablar mejor por teléfono y para las reparaciones u otras inquietudes concernientes a la propiedad, es posible que desee ir a la oficina de arrendamientos o al portal de inquilinos para enviar una solicitud de mantenimiento en lugar de una llamada.